http://cdn.ejecentral.com.mx/uploads/2019/11/AMLO_pemex.jpg

La oposición es capaz de todo, aseguró el presidente Andrés Manuel López Obrador, por lo que no descartó su posible intervención en el ciberataque registrado en los sistemas digitales de Petróleos Mexicanos (Pemex), desde el viernes pasado.

El mandatario respaldó lo dicho por la secretaria de Energía, Rocío Nahle, quien aseguró que fueron sólo el 5% de los datos los que se vieron en peligro, pero que esto no afectará la distribución de combustible, por lo que descartó un desabasto.

“Si parece que se dio, no fue tan grave. Además, no logran nada porque se está trabajando y si hay delitos se persiguen, se castiga a responsables, pero es parte de los obstáculos que tenemos que enfrentar, pero no hay problemas mayores, lo importante es que ya estamos en un millón 700 mil barriles diarios”, aseguró López Obrador.

El Presidente dijo que el ataque a los sistemas es parte de lo que tiene que aguantar su gobierno, pero aseguró que estos solo se presentan cuando hay deshonestidad, que por eso él no tiene nada que temer.

“No va a suceder nada porque se está actuando bien. ¿Cuándo es que se dan incendios?, por ejemplo, o ¿cuándo se caen sistemas?, ¿cuándo? Cuando hay deshonestidad. Si se actúa con integridad, con principios, con honestidad, no hay problema, no existe ningún problema, no hay nada que temer”, apuntó.

López Obrador dijo los ataques cibernéticos se dan en todos lados, en bancos de todo el mundo, pero por ser a un organismo durante su gobierno ha sido más subrayado y puntualizado; pero hizo un llamado a sus detractores a “medirse” o no enojarse cuando los eche de cabeza.

“Tienen que medirse los opositores, porque no sólo es el asunto jurídico. Si yo me entero aquí, luego se enojan, si yo me entero aquí de algo que hay pruebas, lo digo. Vamos a estigmatizar la corrupción, ya quedamos”, detalló.

Desde el viernes pasado se reportaron los ciberataques en la empresa productora del Estado, pero fue hasta este lunes cuando Pemex lo aceptó, pero señaló que sólo se afectó al 5% de los equipos de cómputo de la empresa.

Los hackers, de acuerdo a la agencia Reuters, solicitaron el pago de 565 bitcoins o cerca de cinco millones de dólares, para liberar las computadoras que lograron afectar; y aunque dieron 48 horas para pagar, el MalwareHunter Team dio a conocer que la ventana de negociación está vacía, lo que indica que no se realizó el pago.

El martes, la Secretaría de la Función Pública (SFP también alertó a los funcionarios por un ciberataque registrado en la Secretaría del Medio Ambiente y Recursos Naturales (Semarnat), similar al ocurrido en Pemex.

Retomado de Eje Central